Miguel y Fe

“Quién como Dios”

 

a.miguel

Rayo Primero, encarna el poder, la conciencia divina de fe, la protección, las ideas divinas, la iniciativa y la perfección de la voluntad de Dios.

El Ángel Supremo, el Príncipe de la Milicia Celestial, Príncipe de las Huestes Celestiales, Ángel de la fe, de la humildad, de la justicia, de la piedad, y de la Santidad.

Sus grandes alas simbolizan la ligereza de su espíritu, la liberación de lo material, la facilidad para llegar hasta Dios, su naturaleza espiritual, la inmortalidad. Las plumas de sus alas representan el poder, la justicia. También indican el sacrificio de lo material por lo espiritual. Su traje azul es su transparencia, su espiritualidad, su eternidad tranquila. Indica que él no es de este mundo terrenal y por su medio se llegará al mundo celestial. Es el azul del día que quita la obscuridad de la noche, es la verdad, lo sagrado, la entrega a Dios. Su manto que lo separa del mundo material, representa su aspecto divino, su entrega a Dios, su renuncia a los apegos materiales. Es la imagen de la sabiduría y de su cargo como dignatario en la guía espiritual de nuestro planeta.

El azul es el color del trono de Dios, porque está tapizado con zafiros, la gema de San Miguel. Su traje azul también indica que labora bajo la dirección de la Santísima Virgen María. Su manto rojo es el color de la ciencia, del conocimiento que se revelará soló a los que se acerquen al mundo espiritual. Indica el fuego, el Sur, la expresión, la sinceridad, la dicha, la nobleza, el valor, la vida, la belleza, la riqueza, la unión, la inmortalidad cuando se ha entregado el corazón a Dios. El manto rojo sobre su traje azul es el poder que tiene para lograr la justicia; indica que eventualmente por su medio impondrá la armonía, la paz, el amor a Dios. Sus sandalias lo ponen en contacto con la tierra indicando que tiene el derecho de propiedad sobre nuestro planeta; es nuestro regente, nuestro defensor; indica que persevera en su labor hasta liberar a la humanidad. Por medio de ellas no toca el suelo directamente, indicando que su naturaleza celestial está separada de la materia. Su armadura dorada es la coraza de Dios, es su resistencia divina contra las asechanzas del mal.

Día: Domingo

Elemento: Fuego

Color: Azul

Piedra: Zafiro, Diamante, Ámbar

Metal: Oro

Flores: Girasol, Dalia, Geranio, Orquídea

Planeta: Sol central, San Miguel Arcángel es embajador del Sol en la Tierra

Punto Cardinal: Sur

Complemento: Fe

Símbolos: Traje de guerrero, espada, lanza, balanza, cadena, sol, el caballo blanco.